Motorhead – Un videojuego oculto de carreras de los 90

A finales de los 90 existieron muchos videojuegos del género de carreras los cuales fueron muy exitosos, entre ellos tenemos a Need for Speed III: Hot Pursuit, Gran Turismo, entre otros. A pesar de lo excelente que eran en varios sentidos, sus abrumadoras ventas hicieron una gran consecuencia en esta industria, ya que dejaron fuera de la vista de muchos jugadores otros juegos de este estilo, los cuales tenían todas las herramientas para ser uno de los favoritos, un ejemplo muy claro lo podemos observar con Motorhead: High Velocity Entertainment.

 

 

Este videojuego es una de las gemas ocultas de los 90, el cual se lanzó para dos plataformas, para la primera PlayStation y Microsoft Windows. Ambas versiones son muy similares en ciertos aspectos técnicos, pero la balanza en el apartado visual se inclina al PC, sin embargo, indiferentemente cuál juegues, ambas te harán sentir una experiencia fresca en la conducción.

 

 

Motorhead: High Velocity Entertainment no intentó en ningún momento parecerse a otros juegos de carreras, pero era inevitable compararlos con ellos que ya tenían bastante terreno dominado en los videojuegos, siendo algo similar al conocido Ridge Racer, pero con una sensación de velocidad que transmitía el videojuego Wipeout, gracias a una pequeña opción con respecto a su tasa de refresco.

 

 

En la versión de PSX podías elegir si correr el juego a 30 o 60 FPS, algo que para aquel momento era muy extraño de ver en un juego para una consola, si elegías a 30 FPS aparecían más vehículos en pantalla, debido a que era menos carga a la CPU de la consola, sin embargo, el modo 60 FPS te hacía sentir una de las mejores experiencias en cuanto a velocidad y fluidez, pero sacrificarías menos competidores, ya que le exigía bastante poder al procesador de la PSX.

 

 

Los responsables en programar Motorhead: High Velocity Entertainment fue una empresa llamada Digital Illusions CE o también conocida como DICE, siendo este su segundo juego de carreras de automóviles, algo bastante atrevido de su parte debido a que anteriormente solo se dedicaban al desarrollo de juegos de Pinball y plataformas, entre ellos podemos citar a Pinball Dreams (1992) o a Benefactor (1994).

 

 

Gracias al desarrollo de Motorhead, Dice tuvo la suficiente experiencia y confianza para poder desarrollar juegos de este género en el futuro, algo muy acertado, ya que en el 2002 lanzaron un videojuego que dejó a todo fanático de las carreras Rally totalmente sorprendido, se trató de RalliSport Challenge, un título muy recomendado el cual está disponible para la primera Xbox como también para el sistema Microsoft Windows.

 

 

Es aquí cuando se nota la gran importancia de un juego que casi nadie conoce, sirvió como experiencia previa para crear una magistral obra en el futuro. Motorhead: High Velocity Entertainment sigue siendo un videojuego muy jugable incluso en la actualidad en cualquiera de sus versiones, pero más allá de esto tiene un mérito muy importante, esto lo convierte en un juego muy especial que debería estar presente en las mentes de los jugadores de antaño.

 

 

¿Conocías al juego de carreras Motorhead: High Velocity Entertainment? Dime tu opinión en la sección de comentarios